OPINIÓN

>>Homenaje a Ezequiel Mosquera

  Por Nino Alvarez “Boirinho”

El sábado 4 de Febrero de 2012, en el restaurante Pórtico de Cacheiras-Teo, nos juntamos alrededor de unas 200 personas venidas de diferentes puntos de la geografía gallega para estar un rato con nuestro campeón, con Ezequiel Mosquera, y mostrarle el apoyo por parte de los aficionados al ciclismo y darle las gracias por esos momentos en los que nos hizo vibrar viéndole subir por ejemplo La Bola del Mundo, Lagos de Covadonga, Fuentes de Invierno…o como se batió el cobre en aquella crono de Peñafiel.

Estoy seguro que este “xantar” no hacía falta para que Ezequiel notara la cercanía y el cariño de las personas que le queremos, no solo como ciclista, sino como persona, ya que sé de buena tinta que casi todos los días recibe muestras de cariño por parte de alguno de sus incondicionales.

Me permito hacer aquí un paréntesis, para decir que todo el equipo ciclista del extinto Xacobeo-Galicia se merece este homenaje, pero digamos que Ezequiel es el protagonista principal, no por ser el jefe de filas de aquel equipo que encandiló a todos los aficionados al ciclismo y que dejaron morir, sino por la injusticia a la que se vió abocado. No me extenderé más en ese tema, si queréis leer mis artículos de opinión sobre este caso, podéis hacerlo en mi blog www.subeaobarbanza.blogspot.com, además los verdaderos aficionados al ciclismo ya sabréis como han sido estos aproximadamente 15 largos meses en la vida del bravo corredor teense.

Ayer alguien dijo tras la comida, creo que fue Jose Manuel Oliveira, su primer director técnico en esto de la bici, que este habrá sido el peor año de su vida; en lo deportivo, seguro, no me cabe duda, pero en lo personal han pasado muchas cosas, destacando por encima de todas ellas el nacimiento de su hija. Las incontables muestras de cariño que ha recibido por parte de la gente, también han tenido que llenarle, seguro que sí. De acuerdo que el cariño de la gente no te da de comer, pero te alimenta para seguir luchando por lo que es justo, y en este homenaje Eze, recibió una buena dosis de proteínas y de hidratos de carbono que le van a dar más fuerzas de las que ya tiene para seguir adelante en esta cruzada contra la injusticia a la que se ha visto sometido, injusticia que por desgracia está en el día a día del ciclismo, pero que solo sale a la luz cuando el perjudicado es más popular y cosecha más éxitos.

Vayamos al tema que nos compete en esta ocasión. Antes de bajar al comedor, en el bar del restaurante, se produjeron encuentros entre viejos amigos, otros tuvimos la suerte de conocer a más personas, algunas míticas dentro del ciclismo gallego como por ejemplo a Horacio Barros del CC Spol-Porriño, y se producían, como es típico en estas reuniones, animadas charlas sobre el caso de Eze, o sobre las carreras del calendario 2012 tanto a nivel autonómico como nacional, o sobre las pruebas de ciclocross en Bélgica, que deben de ser un mundo aparte. Todo esto ocurría mientras se esperaba al homenajeado, que al igual que las novias el día de su boda, llegó con un poco de retraso… pero se le perdona. ¡Faltaría más!

Muchas caras conocidas se dieron cita por allí. Algunas no pudieron acudir por tener otros compromisos, como Gustavo César Veloso, que por fin puede pedalear de nuevo en el pelotón profesional, y se encontraba en Mallorca participando en el Challenge y poniéndose a tono para que el año de su regreso, sea un año triunfal. Por allí se pudo ver al periodista Terio Carrera, al triatleta Iván Raña, al ganador de la Vuelta del 86, Álvaro Pino, o al el ex-ciclista Anxo Vidal…

Una vez que estábamos todos los comensales ubicados en su sitio dentro del comedor, llegó Ezequiel acompañado por su mujer y su hija, que fueron recibidos con una fuerte y sentida ovación. Después fueron a ocupar su sitio en el centro de la mesa presidencial. Mientras comíamos, al fondo del comedor, podíamos ir viendo fotografías diversas de las carreras de Ezequiel, de los viajes de su peña para animarle por los diferentes puntos de la geografía española, o de las marchas que se organizaron este verano desde A Ramallosa hasta el Obradoiro exigiendo Justicia con Ezequiel.

Tras el postre, y mientras esperábamos el café, Terio Carrera inició una alocución, en la que nos presentaba a las diferentes personas que hablarían después y un vídeo que se proyectó en el que se veían imágenes de Ezequiel en las diferentes Vueltas a España y otras pruebas de menos renombre en las que participó. Alguna de esas imágenes hizo que la gente se pusiera de pie y aplaudiera o que coreara el nombre de Ezequiel. He de reconocer que alguna de esas imágenes me puso la piel de gallina, casi hasta el punto de que se me saltara alguna lágrima por la emoción recordando aquellas gestas, y otras que me cabrearon como el ataque en Fuentes de Invierno de Contador después de que Mosquera le hiciera toda la subida. Tras el video y la ovación posterior, Terio Carrera volvió a tomar la palabra para pasarle el micrófono a Jose Manuel Oliveira, que nos contó a los allí presentes los comienzos ciclísticos de Ezequiel, y como nuestro protagonista fue todo pundonor desde sus comienzos, saliendo a entrenar con reflectantes y linternas por la noche tras salir del aserradero que regentaban sus padres.

Después salió al estrado Alvaro Pino, el que fuera director de Ezequiel en sus últimas temporadas, pero la emoción le impidió articular palabra. Para Pino todo esto también es duro como indicó Mosquera después en su intervención. Se aprovechó la ocasión para dejar constancia de que a día de hoy se echa un aire a Alain Delon.

Tras Pino hablaron el presidente del Club Ciclista Teo y Manuel Tallón, actual presidente de la Federación Galega de Ciclismo, se le hizo entrega de dos bellos obsequios de Cerámica de Sargadelos y posteriormente tomó el micrófono y agradeció a todos su presencia allí e hizo un pequeño resumen de estos largos 15 meses. Al acabar firmó autógrafos en posters a todos los que quisimos uno (yo por supuesto me puse a la cola).

En definitiva, encantado de haber estado allí, de haber compartido con mucha gente este pequeño gesto para con Ezequiel y su familia. Estoy seguro, que tanto su mujer como sus padres han tenido que salir de allí emocionados y llenos de orgullo. Orgullosos ya lo estarían, seguro, pero lo vivido en ese comedor, ha tenido que llegarles muy dentro, y cuando la hija de Ezequiel vea esos videos, y vea de lo que fue capaz de hacer su padre, también se sentirá orgullosa y cuando vaya al cole en Cacheiras, dirán los demás niños: “Viches, esa nena é a filla do ciclista aquel que fixo que toda Galicia ateigara as cunetas das estradas.”

No quiero terminar este artículo sin mencionar al cuñado de Ezequiel, a “Piru“. Este chaval se ha volcado con todos los actos llevados a cabo en apoyo a Eze y nos comentó la “Hoja de Ruta” de la Plataforma Xustiza con Ezequiel. Además, es un auténtico animador. Ayer nos sacó unas cuantas risas a todos los allí presentes.

Para terminar una confesión: Yo no soy muy de idolatrar a alguien por sus éxitos deportivos y digamos que tan solo hay tres personas que mezclando sus manera de ser con su “lucha” en el deporte, han hecho que se merezcan todo mi respeto y admiración. No sé si se le puede llamar idolatrar  o como diría el difunto Joaquín Luqui, es un “fenómeno fan”, pero lo cierto es que Miguel Induráin, Arsenio Iglesias y por supuesto Ezequiel Mosquera son los únicos tres deportistas que me han hecho sentir algo diferente viéndoles actuar, oyéndoles hablar o viéndoles ser como son.

______________________________________________________________________________________________

 

>> BMC: Cómo hacer algo espectacular sin fuegos artificiales

Por Laura Meseguer

El hall del hotel parece trasladarme a otro país.  Cabelleras rubias, pieles claras y un inglés dominante. Nos esperan dos días de jornadas de prensa junto a BMC, uno de los dream team del pelotón ciclista, en los que con exquisita dedicación desgranarán todos los detalles del equipo ciclista.  Me uno a los compañeros de prensa internacionales mientras esperamos a que pase la hora antes de la presentación de las bicicletas y el know how del equipo. La tarde la completarán las entrevistas con Thor Hushovd, Philippe Gilbert, Cadel Evans y los corredores americanos, australianos e ingleses que van pasando por las salas donde nos concentramos los periodistas. Una se siente cubriendo otra liga. El prestigio de los corredores encuentra su sitio y acicate en la inmensidad del equipo y la dedicación de la marca y resto de patrocinadores. No es de extrañar que las palabras más repetidas en boca de todos sean “motivación” y “Tour de Francia”. La una va en función de la otra.

No hizo falta un gran despliegue ni espectáculo para su presentación, se procuró cubrir todas las necesidades informativas en una organización fluída y controlada con más de un centenar de profesionales pertenecientes al equipo, capaces de dar respuesta a cualquiera de nuestras inquietudes. Accesibilidad a prensa y una sencilla presentación la mañana siguiente previa al entrenamiento del equipo. El resultado sin embargo es la imagen de un equipo potente y prometedor para 2012. Es el ciclismo que viene y que reclama su sitio entre los más punteros deportes profesionales. Grandes equipos que no escatiman en presupuesto, con una inversión controlada y con buena derivación hacia el marketing y la comunicación. Su esfuerzo no sólo se centra en tener a los mejores corredores para ganar la mejor carrera del mundo, sino también en tener a los mejores profesionales alrededor suyo, así como los mejores materiales. Para BMC es su porqué. Como decía Andy Rihs, dueño del equipo, la mañana siguiente en la presentación: “me gusta el ciclismo, pero también me gustan los negocios”. Es decir, en la batalla que vive el ciclismo por encontrar patrocinadores, BMC ha dado con la clave para no sólo crear un equipo cinco estrellas sino también rentabilizalo. Pero no me alargo sobre esto ya que sobre todo ello podréis leer más en el siguiente número de Pedalier Pro.

Si bien eché en falta la acreditación de algún medio español más, pude encontrarme con colegas de la prensa americana, canadiense e italiana entre los más de cincuenta que dimos cobertura a estos dos días. Algunos con el jetlag del Tour Down Under y otros recién iniciando la temporada, pudimos disfrutar de una cena cortesía de BMC junto a todo el staff del equipo y la compañía, en la que los vinos de La Coquillade de Andy Rhis ayudaron a soltarnos con los idiomas. Un arma peligrosa teniendo en cuenta que a las 8:30 de la mañana nos esperaba la presentación oficial con los corredores y posteriores preguntas a Andy Rhis, el manager general Tim Ochowicz y el director deportivo John Lelangue. Una hora más tarde tendríamos ocasión de fotografiar a los corredores en su entrenamiento. Puntual organización, exigente como la disciplina deportiva que me permite tomar rumbo de vuelta a Madrid dos horas más tarde cargada con reflexiones como esta pero también con mucha información que podréis leer pronto.

Por el momento, podéis ver las fotos de estos días en nuestra página de facebook pinchando aquí y los vídeos en nuestro canal de Youtube PedalierProTV

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: